Artículo

¿Para qué sirve un embudo?

Los embudos permiten personalizar las etapas o fases de tu proceso comercial. Cada fase debe representar un hito en el progreso de tu proceso comercial de venta de un producto o servicio.
Es importante que las fases de tus embudos se ajusten a la realidad comercial de tu negocio. De esta manera tu equipo de ventas se adaptará fácilmente al CRM de billage.

Por ejemplo: Primer contacto, luego primera reunión y finalmente presentación de oferta.

Debes establecer también un % de éxito estimado de cada fase, de esta forma billage podrá hacer estimaciones del valor económico de tus oportunidades de venta.

En billage siempre vas a tener como mínimo un embudo (“Embudo billage”) creado por nosotros y que consta de siete fases pero puedes crearte tantos embudos como quieras y crearle también las fases en función de tu proceso comercial. Para cada fase que crees le podrás asignar un nombre, una probabilidad de éxito y un color.

Tienes que tener en cuenta que un embudo tendrá como máximo siete fases y que al crearlo se te crearán automáticamente dos fases: Perdida y Ganada con el 0% y el 100% respectivamente.

Una vez creados los embudos podrás asignarlos a tus campañas y oportunidades. Cuando crees una oportunidad y la asignes a una campaña que está vinculada a un embudo, esta oportunidad quedará automáticamente también vinculada al mismo embudo de la campaña.

Puedes visualizar también claramente las oportunidades en función del embudo mediante la “vista funnel”. Puedes acceder a ella mediante el icono que hay en la parte superior derecha del listado de oportunidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.